Héroes en la tragedia deportiva.

Autor: Carlos Eduardo De Sousa Fraga (MBA Deporte Universidade de Vigo)

Hay una mítica frase en la película “Batman el Caballero de la Noche”, del año 2008, que reza lo siguiente: “Mueres siendo un héroe o vives lo suficiente para convertirte en villano”. A lo largo de la historia de la humanidad ha habido personajes que son ejemplo de esta frase y la cumplieron cabalmente.

Si hablamos de deporte, tenemos en los últimos años el caso de Zinedine Zidane en la final de la Copa Mundial de Fútbol en 2006, donde todos recordamos al gran capitán francés que había guiado a su selección a lo largo de todo el campeonato y en cuestión de segundos sucumbió a las provocaciones del italiano Materazzi, propinándole a éste un cabezazo en el pecho, lo que acabo en su expulsión y en la condena del equipo francés. Es muy difícil construir y muy fácil destruir.

Sin embargo, la vida da revanchas y reivindicaciones. Sería el propio Zidane, que ahora como entrenador, tendría la oportunidad de en 2016 asumir las riendas del Real Madrid CF en un momento donde el equipo estaba en una crisis. El resultado de su contratación fue que el conjunto blanco ganó 9 títulos de 13 posibles en 2 años y medio, de los cuales fueron tres (3) Ligas de Campeones de manera consecutiva. Al final, Zidane renunció a su cargo al terminar la temporada 2017-2018, alegando que era momento de dar un paso al costado y por tanto su tiempo había concluido. Se fue por la puerta grande.

Todo deportista aspira a lograr hazañas y ser todo un referente en el mundo donde se mueve, primero cuando toca aprender y darlo todo en la cancha, y luego cuando toca transmitir conocimientos y ser la voz de la experiencia. Pero a veces, las circunstancias deciden otra cosa y es cuando ocurren las tragedias.

Es inevitable no hablar del suceso de Emiliano Sala, el cual ha dejado impactado y atónito al mundo del fútbol. El jugador argentino después de 3 temporadas y media como delantero del FC Nantes, en donde se había convertido en un referente del equipo, decidió que era momento de tomar un nuevo rumbo y apostó por irse al Cardiff City de la Premier League. Con el club francés tenía un rendimiento de 133 partidos jugados, anotando 48 goles y asistiendo en 13 ocasiones 1, siendo la actual temporada 2018-2019 donde más se estaba destacando con 13 goles y 2 asistencias en 21 partidos jugados (Liga + Copa) 2.

Luego de completar su fichaje y de despedirse de sus compañeros del Nantes, tomó una avioneta privada que, al sobrevolar el Canal de la Mancha rumbo a Inglaterra, perdió el control y resultó en la caída del aeroplano y en la triste muerte de Sala. Se tardaron más de 2 semanas en encontrar la avioneta y el cuerpo del jugador.

Las muestras de solidaridad en el mundo del futbol no se hicieron esperar, entendiendo que una estrella había partido. Para el Cardiff City ha sido todo un golpe, pues nunca podrá disfrutar y contemplar al jugador que había fichado y que tanto prospecto tenía a futuro. Para el Nantes es la pérdida de alguien que pasó por su casa y que se convirtió en un miembro más de la familia, tanto así que al final el club decidió retirar de por vida el dorsal número 9 en su honor.

Casos similares al de Emiliano Sala ha habido, incluso con saldos más dolorosos. Tenemos entre ellos: Tragedia de Superga en 1949 (fallecieron 18 jugadores del Torino FC, base de la selección italiana, junto a otras 13 personas); El desastre aéreo de Munich en 1958 (fallecieron 23 tripulantes, de los cuales 8 eran jugadores del Manchester United); Tragedia del Green Cross en 1961 (fallecieron 23 personas, de las cuales 8 eran jugadores del club chileno Green Cross); El accidente del vuelo 571 de la fuerza aérea uruguaya en 1972 (de los 45 tripulantes, en donde se encontraba el equipo de rugby Old Christians, fallecieron 29 personas y sobrevivieron 16) 3;

Tragedia del Alianza Lima en 1987 (fallecieron 43 personas, todas vinculadas al club peruano Alianza Lima); Accidente aéreo de la selección de fútbol de Zambia en 1993 (fallecieron 30 personas, incluido todo el plantel de la selección de Zambia); Tragedia del Chapecoense en 2016 (fallecieron 71 personas, de las cuales 18 eran de la plantilla del equipo brasileño Chapecoense, solo sobrevivieron 6 personas) 4.

En la vida y en el deporte están los héroes que siguen entre nosotros, esos que tienen hambre de más historia, es decir, de agrandar aún más su leyenda. También tenemos a esos héroes que por una u otra razón han decidido mantenerse al margen, apostando a la sapiencia y a que su nueva función en la vida es la de formar y dar lugar a una nueva generación que los releve.

Y tenemos los héroes que ya no nos acompañan, esos cuya historia ha sido truncada pero cuyo legado y esencia nos recuerdan día a día lo que lograron, nos aportan un sentido de reflexión y unión, a seguir adelante, nos animan a emularlos y superarlos. Pero aún más importante, a no olvidarlos.

Fuentes:

  1. https://www.transfermarkt.es/emiliano-sala/leistungsdatenverein/spieler/190780
  2. https://www.transfermarkt.es/emiliano-sala/detaillierteleistungsdaten/spieler/190780
  3. https://elbauldejosete.wordpress.com/2008/01/13/vuelo-571-fuerza-aerea-uruguaya/
  4. https://www.milenio.com/deportes/futbol-internacional/los-accidentes-aereos-mas-graves-en-la-historia-del-futbol
Anuncios